Información

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrar a los usuarios publicidad relacionada con sus preferencias. Si se continúa navegando, consideramos que se acepta su uso. Es posible cambiar la configuración u obtener más información.

Preguntas Frecuentes

Plazos Fijos

Diferencia entre Plazo Fijo tradicional y UVA

El plazo fijo es uno de los instrumentos de inversión más elegidos, por su bajo nivel de riesgo y su facilidad de acceso. Existen dos tipos de plazos fijos, tradicional y UVA.

La primera opción implica que una persona deposita un monto de dinero por 30, 60, 90, 180 o 365 días y, al finalizar el plazo elegido, el banco le devolverá el capital depositado más los intereses ganados, según la tasa pactada al momento de su constitución.

En cambio, el plazo fijo UVA está expresado en Unidades de Valor Adquisitivo. Estas unidades se ajustan según el Coeficiente Estabilizador de Referencia (CER), calculado por el Banco Central, y el índice de inflación del Indec. El plazo mínimo para esta inversión es de 90 días, aunque hay opciones precancelables que permiten retirar el dinero a partir de los 30 días.